0

Indemnización por Negligencia médica en cirugía estética



Toda operación implica un riesgo para el paciente ya que puede tener complicaciones durante y después de la cirugía. No importa si es una intervención a corazón abierto, una cesárea  o una mamoplastia de aumento, la vida del paciente puede verse comprometida desde lesiones hasta la muerte. Es por ello, que el médico debe exponer todos los riesgos de manera clara y sencilla que pudiesen presentarse.

La diferencia con la cirugía estética es que la persona paga una cuantiosa suma para tener la apariencia deseada, es decir, busca un resultado óptimo. Por eso es importante que el médico sea honesto con el paciente. Si no se cumple con las expectativas esperadas y ha tenido alguna reacción desfavorable con la intervención puede realizar una reclamación judicial sobre mala praxis.

En España, no hay datos concretos sobre la cantidad de negligencias médicas que se presentan cada año porque una gran cantidad no se denuncian, pero según datos de la Asociación del Defensor del Paciente en el 2016 se recibieron 14.430 casos, tanto de la sanidad pública como de la privada.

Los casos sobre denuncias después de realizarse una cirugía estética o depilación láser han aumentado progresivamente ya que se han incrementado las franquicias estéticas y centros de belleza con personal poco cualificado para realizar este tipo de tratamientos. Las personas solo ven que el coste es menor pero las consecuencias pueden ser irreversibles.

Se ha puesto en evidencia que tratamientos sencillos como un peeling o una depilación láser pueden ocasionar cicatrices o quemaduras de segundo y hasta tercer grado por no ser tratados con la mínima higiene y por personas que no tienen los conocimientos ni habilidades adecuadas.

Las negligencias médicas más frecuentes en cirugía estética tienen que ver con la desviación del resultado frente a lo acordado con el médico o la ausencia de información debida de los riesgos a los que se somete el paciente que se interviene en una operación estética.

Algunas de las cirugías estéticas más demandadas  son:

  • Operaciones de cirugía nasal
  • Aumento de senos
  • Microinjerto capilar
  • Reducción de grasa corporal
  • Depilación láser
  • Tratamientos cosméticos como inyecciones de Botox, plasma rico en plaquetas, vitaminas, entre otros.

Para poder conseguir una indemnización, el primer requisito es que exista un daño físico evaluable y visible. Después, se debe poder demostrar que el mismo es consecuencia de una actuación u omisión médica, y que esa intervención ha sido negligente.

De acuerdo con la jurisprudencia, una operación estética conlleva un contrato entre el médico y el paciente. Por lo tanto, una relación contractual da derecho a obligaciones y deberes, y si hay un incumplimiento, se debe hacer una reclamación judicial con garantías bajo la asesoría de un abogado especializado.

El real decreto que regula las indemnizaciones por accidentes de tráfico es la única referencia que tienen los jueces para determinar las compensaciones por las negligencias médicas. Con el baremo, las indemnizaciones pueden alcanzar un valor de entre dos y cuatro millones de euros, en el caso de que se produzcan grandes lesiones o el fallecimiento.



Si necesitas contactar con Abogados recomendados, no dudes en consultar nuestro directorio por especialidades:
Abogados Civil - Abogados Penal - Abogados Derecho de Familia - Abogados Derecho Administrativo -

Legadoo Abogados recomendados

Legadoo Abogados recomendados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *